El sector de la movilidad es capital para reducir las emisiones y lograr la descarbonización que persiguen los compromisos contra el cambio climático.

Sin embargo, encontrar alternativas renovables para impulsar el transporte de mercancías, sea por carretera o marítimo, tiene un impacto mucho mayor. «Descarbonizar una furgoneta de reparto equivale a 10 turismos, un camión de mercancías a 100 y, si vas a un barco, podría ser como electrificar o sacar de la circulación 10.000 turismos», explica a Business Insider España el director de Enagás Emprende, Fernando Impuesto.

Con este motivo, Enagás se ha unido a Lanzadera para lanzar un hub de movilidad, un modelo de colaboración entre grandes compañías y startups para resolver un reto, en este caso el de crear proyectos para descarbonizar la movilidad de mercancías.

«Hay una concentración de innovación y tecnología muy grande en la movilidad urbana, con varios modelos de negocio y plataformas digitales. Queremos que esa comunidad innovadora ponga los ojos en la movilidad pesada, donde esas soluciones innovadoras pueden tener un impacto de carbono muy potente», añade el representante del área de emprendimiento de la compañía de infraestructura gasista.

Los retos que proponen en la web de la iniciativa son muy variados: centros logísticos, soluciones de recarga de vehículos pesados con gases renovables, optimización de rutas de reparto o trazabilidad de la huella de carbono y la cadena de frío. Pero están abiertos a cualquier idea que les propongan las startups participantes.

El ejecutivo de Enagás considera que el sector tiene 2 retos clave: los que tienen que ver con los vehículos y los nuevos combustibles renovables (hidrógeno verde, biometano), desde la reducción de sus costes hasta su viabilidad; como la digitalización y optimización de las rutas, para hacer más eficientes los recorridos. «Nos gustaría encontrar soluciones en esta línea o modelos de negocio que las combinen», agrega Fernando Impuesto.

«A base de hacer varios acuerdos corporate nos dimos cuenta de que podíamos mejorar el resultado no solo juntando una corporación con una startup, sino varias. De esta manera, al emprendedor le aportamos más valor y a la corporación le permitimos relacionarse con varias empresas que están innovando», explica a Business Insider España el director de proyectos de Lanzadera, Miguel Milián.

Para clarificar la relación entre compañías y la startup que realiza la prueba de concepto para validar la idea —que suele durar unos 8 meses—, se establecen 2 papeles. En primer lugar está la empresa impulsora, que es aquella que define el reto y tiene el control del proyecto que se elija, en este caso Enagás. «Es quien marca las reglas del juego», añade el ejecutivo de la aceleradora valenciana.

Unas 50 compañías se presentaron al reto, entre las cuales Enagás y Lanzadera están en el proceso de selección, entrevistas y documentación. Con ellas realizarán un primer proceso de preaceleración, una toma de contacto con unas jornadas, tras las cuales seleccionarán las mejores.

El director de Enagás Emprende reconoce que, de entre las 50 presentadas, hay startups no solo españolas, sino también internacionales y de los primeros filtros han encontrado un grupo de 12 compañías «bastante prometedoras».

Los promotores de la iniciativa prevén que a finales de noviembre se conozcan las preseleccionadas y durante diciembre se produzca esa toma de contacto, de manera que antes de final de año se conozcan los ganadores que podrán poner en marcha el proyecto.

Fuente del texto: Business Insider